August 20, 2012

More on concept learning/acquisition




Si se sostiene que el aprendizaje de un concepto ocurre al momento de adquirirlo, entonces habría que aceptar que los modelos de ‘testeo de hipótesis’ incurren en una circularidad, ya que al formular cualquier hipótesis acerca de un concepto C necesariamente se presupone el mismo concepto C de cuyo aprendizaje se pretende dar cuenta por medio de esos modelos. (Ver comentario anterior)

Si, a diferencia de lo anterior, se sostiene que el aprendizaje de un concepto no ocurre al momento de adquirirlo, sino más bien como un “evento complejo” del cual la adquisición del concepto C es sólo un componente del aprendizaje de C, entonces habría que aceptar que, si bien los modelos de ‘testeo de hipótesis’ no incurren en una circularidad al dar cuenta del aprendizaje de C, sí resultan equívocos al momento de distinguir entre “un agente cognitivo que aprende C” y “un agente cognitivo que recuerda C”. En este último caso, un modelo de testeo de hipótesis también puede asumir la adquisición previa del concepto C, explicando su rol en un evento complejo que puede completarse con la “justificación del concepto”, entendida sobre la base de la distinción entre “aprender que hay un concepto C” y “aprender que el concepto C es el concepto correcto”.

A partir de lo expuesto hasta aquí, se podría sostener que o bien un concepto se aprende cada vez que se recuerda (o activa) – haciendo innecesaria la noción de ‘aprendizaje de un concepto’ –, o bien las nociones de aprendizaje y adquisición de un concepto son idénticas – haciendo innecesaria la distinción señalada al final del párrafo anterior.

Cabe señalar que aquí sólo se ha asumido el ‘testeo de hipótesis’ como posible mecanismo de aprendizaje de conceptos, y que no ha se ha hecho distingo entre conceptos complejos y primitivos. Si se aceptara la distinción entre conceptos complejos y primitivos, y si se aceptara la posible existencia de procesos de aprendizaje y/o adquisición idiosincráticos para cada caso, entonces habría que comenzar por justificar por qué un concepto complejo C y otro primitivo C’ son el mismo tipo de cosas. Si se aceptara la posibilidad de dar cuenta acerca del aprendizaje de conceptos por medio de mecanismos distintos al testeo de hipótesis, típicamente epistémicos, entonces no sólo se estaría asumiendo que los conceptos son “aprendibles”, sino que también se estaría incurriendo en un tipo de circularidad más sustantiva aún (si es que lo sustantivo se puede graduar). Esta circularidad se puede expresar de la siguiente manera: 

En general, dado que la cognición es un fenómeno de carácter epistémicos, no es lícito buscar una explicación naturalizada de dicho fenómeno que dependa de otros mecanismos del mismo carácter epistémico. En particular, dado que los conceptos están al centro de cualquier teoría creíble de la cognición en tanto fenómeno epistémico, no es lícito fundar dichas teorías en una noción de conceptos cuya explicación es dependiente de mecanismos epistémicos.

Todo lo anterior se podría impugnar seriamente a partir de la aseveración sobre la centralidad de los conceptos señalada en el párrafo anterior. Para ahondar en este debate más amplio - pero relevante las cuestiones comentadas aquí -, y con el propósito de contribuir a tomar posiciones al respecto, los invito a revisar el siguiente précis de R. Machery, con la interesante selección de comentarios que lo siguen:


.

No comments: